Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Gamesa

Sección de idiomas

Fin de la sección de idiomas

Sección de utilidades

Fin de la sección de utilidades

Está usted en:

  1. Inicio
  2. Gamesa
  3. Energía eólica
Global Thechnology, Everlasting Energy

Energía eólica

Comienza el contenido principal

La energía eólica es, desde hace años, una tecnología madura, demandada en todos los países del mundo, y que ha experimentado un crecimiento ordenado, progresivo y previsible.

La eólica es la energía renovable más sólida y eficaz para dar respuesta a una creciente demanda energética, ante el previsible agotamiento de los recursos energéticos tradicionales (fósiles) y no renovables. Además, es garantía de competitividad, ya que, en la mayor parte de países, se encuentra entre las responsables de la bajada del precio del pool.

La energía eólica, aunque tiene características en común con el resto de energías renovables -evita emisiones de CO2, es un recurso inagotable y reduce la vulnerabilidad energética de los países-, sin embargo, mantiene notables diferencias frente al resto de renovables. Estas diferencias se basan en dos conceptos: su carácter industrial, ya que existe un sector industrial nacional y de tecnología propia, mayores períodos de maduración -8 años para la promoción de un parque- y mayores niveles de inversión; y el ser una tecnología madura, con una curva de aprendizaje tecnológico desarrollada, que permite conseguir precios competitivos.

Factores de crecimiento

Existen cinco factores que impulsarán el crecimiento a medio y largo del sector eólico:

  • El compromiso de países y gobiernos del mundo por seguir contribuyendo a un desarrollo socio-económico sostenible e integrador, capaz de crear un tejido industrial estable, empleo y promover la integración territorial y social.
  • Incremento de la demanda eléctrica en el mundo. La menor demanda eólica de mercados maduros como Europa o Estados Unidos se verá compensada por el crecimiento de mercados emergentes en Asia, Latinoamérica o África.
  • Independencia energética.
  • Incremento del costes de los combustibles fósiles.
  • Incremento de la competitividad de la energía eólica.

Estas fortalezas sugieren que el Coste de Energía de un parque promedio será competitivo con el carbón, gas y la energía nuclear en 2016, según Bloomberg Energy Finance.

Los avances en el diseño de los aerogeneradores han mejorado la curva de potencia, lo que, sumado al desarrollo de rotores más altos, ha permitido aumentar los factores de carga en casi un 50%, hasta un promedio actual de un 34%. De hecho, las últimas subastas de nueva capacidad celebradas en países como Brasil y Perú demuestran que la energía eólica ya es competitiva con el gas para aquellos parques que cuentan con factores de carga muy elevados.

Fin del contenido principal